Tarde


Extraño esos momentos en que nos sentábamos en el pasto, cuando todo estaba comenzando.
Extraño aquellos besos que nos dejaban en un mundo donde solo nosotros dos podíamos pertenecer.

Se que todo esto fue mi culpa, ¿Por que aun así me seguís perdonando?
No es justo.

No puedo darte lo que realmente te mereces.
No puedo hacer que deje de doler.
Hay una parte de mi que no quiere que me retengas, otra que te pide que no dejes que me vaya, pero ya es tarde. 

¿Cuando te vas a dar cuenta que no soy perfecta?


Amargos días grises.
 Gotas cada vez mas frías hielan mi piel.

3 comentarios:

  1. No siempre la culpa es nuestra.. también de ellos, y de ambos. Pero lo bueno que tiene la vida para estas cosas.. es que vendrán mejores! Sí, asi que tú no eres la única que se siente así! Ánimos!

    ResponderEliminar
  2. aw sucede asi,no queremos hacer daño sin embargo es inevitable,lo se,animo!!

    ResponderEliminar
  3. A veces pasa así, herimos sin querer. Todo parece la culpa de uno solo y no es así.

    Besos-

    ResponderEliminar