Pagaras el precio de tus actos.

Disculpe señora si sonrió, pero es lo que provoca la satisfacción de saber que ya nadie la salvara. 
Una vez mas eligió su camino, y nuevamente equivocado.
¿Se condeno a usted misma se dio cuenta?
Pagara sus pecados y llorara cada día por el infierno en donde cayó.



6 comentarios:

  1. Jope, eso no me ha echo gracia...

    besazos♥ gracias por pasarte

    ResponderEliminar
  2. Vale que la gente puede ser muy mala, pero nadie merece morir, ¿no crees?
    Te sigo.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  3. Esta buena la entrada (:
    me gusto tu blog. besos

    ResponderEliminar
  4. No me refiera a desear la muerte de nadie, fue una forma no tan simple de decir,
    "Todo vuelve, y te vas arrepentir, por las personas a las que hiciste sufrir"

    ResponderEliminar